Etapa 32: Santa Marta de Tera – Mombuey

Distancia etapa: 33.5 km
Distancia acumulada: 839.8 km

Luis, aunque es cierto que todos esos factores pueden haber afectado mi cordura de alguna forma

20110803-091442.jpg
Pues si me hubiese inventado un compañero imaginario no seria Raimundo, te aseguro que en todo caso hubiera sido una guardia civil hembra de entre 25 y 30 años que luciría como único uniforme un tanta de camuflaje e iría delante de mi marcandome el camino.

En fin, esta mañana he salido muy temprano, casi sin luz, así que la primera hora he tenido que caminar con la linterna casco. La verdad es que la jornada ha sido de las mejores. Dura por que ha sido larga y calurosa, sobre todo al final, pero muy interesante. Los primeros km han discurrido por un bosque de hayas tupido por un lado y la vera del río tera por otro. El miente era muy húmedo, y al amanecer la niebla cubría el valle con un sutil manto, que se deshacía lentamente, a medida que se desperezaba la mañana. El paisaje es sombrío, fresco, húmedo, vibrante de sonidos extraños siempre amortiguados por el suave murmullo del correr del río. Os dejo varias imágenes de esta mañana pues son difíciles de describir

20110803-092416.jpg

20110803-092456.jpg

20110803-092542.jpg

20110803-092629.jpg
Debido a la humedad reinante, la presencia de los ríos y las lluvias recientes, el camino se veía atravesado continuamente por pequeños arroyos

20110803-092809.jpg
Tras los bosques, resurgía rodeado de huertos y arboles frutales que generosos me han proporcionado un refrescante desayuno

20110803-093626.jpg

20110803-093809.jpg

20110803-094028.jpg
Al final del valle había un pueblecito en que he parado a tomar un café en el único bar. El bar tenía el aspecto de haber sido inaugurado el día en el que el río empezó a surgir de las entrañas de la tierra. Vetusto. Es la palabra que mejor lo definiría. Al entrar mire hacia la barra y no vi a nadie, así que dije: “hay alguien?” y de la nada, tras la barra surgió el tipoas delgado que pudiera imaginarse. “si claro, estoy aquí”. De donde había salido? Seguro que estaba de perfil y no le había visto. Además tenía pinta de llevar allí desde que el distribuidor de mirinda le llevo la primera botella, que por cierto aun estaba en un estante. Le pedí un café y mientras me servia apareció una anciana majestuosamente de una puerta oculta, o que al menos a no me pareció desapercibida. Por su aspecto la mujer podría pasar por ser la tatarabuela del camarero, y lo mas increíble era su estatura, me sacaba al menos medio palmo. E igual de delgada que su tataranieto. Entro como un ciclón y dijo: “Jesus! Un peregrino! Y va usted solo?”, “pues si señora” le conteste con una sonrisa, y me dijo, “pues no es forma de andar por ahí, buscare una buena moza!” jajaja en serio, me dejo muerto. Y lo mejor es que tuve un momento de genialidad, o debilidad, quien sabe, y le dije: “no es tan fácil, padezco el síndrome de Camilo sexto, siempre me voy a enamorar de quien de mi no se enamora” jajaja la vieja empezó a carcajear y se le ilumino el rostro, y el barman, que creo que no se entero de que iba la historia se contagio y también empezó a reírse. Que momento caminero total. Aun me río al acordarme. Estuvimos charlando un momento y me invitaron al café. Cuando me lo tomaba sentado en la terraza aparecieron 3 peregrinos que venían haciendo el camino de la plata desde Zamora. Los pobres estaban hechos polvo, cojeando y quejando de las ampollas. Pequeños saltamontes…

En fin, al empezar a subir el otro lado el valle el paisaje empezó a cambiar rápidamente, volviendose súbitamente seco a la ve que el camino se internaba en una densa dehesa, preciosa, como todas, pero dura, pues el camino subía abruptamente.

20110803-095723.jpg

20110803-095848.jpg
Al final de la subida había un embalse que formaba un tranquilo lago en el que reflejaban las encinas..

20110803-100113.jpg
Tras rodear gran parte del lago, el camino volvía a internarase para perderse entre las encinas.

20110803-100348.jpg
En mitad de la subida he adelantado a 4 peregrino checos que parecían al borde de la muerte, pero que luego me entere que hacen 40km diarios, eso si, llegando a las 10 de la no he a los albergues. Y justo antes de entrar en un pueblo que estaba en la cima de los montes he adelantado a otro peregrino, ahora un austriaco. Como veía que la cosa se ponía fea y me podía quedar sin cama, he acelerado hasta alcanzar la velocidad absurda para llegar sobre las 14h a Mombuey. Eso si, el primero y he podido escoger cama, ducharme y hacer la colada antes de que llegara nadie.
El pueblo no tiene gran cosa, la gente es muy maja, te saluda todo el mundo. Aquí ya están muy acostumbrados a los peregrinos. Tiene una singularidad, la iglesia. Tiene una torre que originalmente formaba parte de una fortaleza templaría que había en la zona para proteger a los peregrinos. Os dejo una foto para que la observéis bien a ver que opináis.

20110803-101027.jpg
Pero vamos a ver, en que estaban pensando los templarios estos? A mi que me digan lo que quieran pero la torre esa tiene toda la pinta de un …

Bueno, os dejo, que estoy muerto y mañana tengo 30km por delante, y seguimos subiendo…

Abrazos para ellos y besos para ellas

Mañana: Puebla de Sanabria

20110803-101457.jpg

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a Etapa 32: Santa Marta de Tera – Mombuey

  1. dani dijo:

    DocRo!! Te vemos a tope!! Estos peregrinos del este…. eres un toro bravo!! Deberías ponerte una pegatina del toro de Osborne en la mochila. Por cierto, no has comentado nada de Raimundo, a ver si Lu-cas va a estar en lo cierto.
    Ánimo y besos de tus sobrinas ilissitanas.

  2. Germán dijo:

    Hola chaval! Ánimo para lo poco que te queda. Te vemos hecho todo un experto peregrino ya!

  3. Adrián dijo:

    Hola champion-ligon. Ya vemos que no hay día en el que no tengas una anecdota divertida que contar (y dos, y tres…). Veo que ya comienzas a tener buen tono para Londres 2012. La maratón te será cosa de niños (ríete de Gebreselassie y la panda de keniatas y etíopes…!).
    En cuanto a opinion sobre la torre, claramente es una edificación medieval con un “marcado” estilo militar que se yergue sobre posterior construcción religiosa con reminiscencias… (no sé si te vale. Igual Germán también entiende del tema)

    Toneladas de ánimos y fuerzas, que te queda ya poquito!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s